Inicio arrow Pseudociencias arrow Nueva Era arrow La gran impostura de Miramar: Un fraude alentado por la Municipalidad.
La gran impostura de Miramar: Un fraude alentado por la Municipalidad. PDF Imprimir E-Mail
escrito por Carlos Quintana   
sábado, 30 de mayo de 2009

Luego de tratar de conocer los fundamentos, “métodos” y principios de las pseudociencias, de ser lector de quienes analizan el pensamiento mágico y de estar atento a diversos fraudes paranormales permanentemente pienso que de esas imposturas ya nada me puede sorprender. Sin embargo, las acciones de los mercaderes de lo irracional siempre superan mis expectativas.

 Image

Luego de mucho tiempo regresé a la ciudad de Miramar y a ese hermoso lugar que es el vivero dunícola Florentino Ameghino, y realicé una larga visita al Bosque Energético del cual hace unos años publiqué un informe en esta página donde explico lo básico y los antecedentes de este fraude.

En síntesis se trata de un bosque de pinos común y corriente donde algunos parapsicólogos y gurúes New Age afirman que se encuentran “energías” que afectan a las personas, que esas “energías” provienen del ozono, de los árboles, de vibraciones radiestésicas o de diversas fuentes insondables de las cuales jamás se han presentado evidencias. Lo que realmente llama la atención es la puerilidad de la “prueba irrefutable” de la existencia de este poder superlativo: las ramas quedan en equilibrio si se las coloca así. Es tan absurdo que hay que aclararlo: si usted va al bosque y pone dos ramas haciendo equilibrio, las ramas hacen equilibrio. No le busque más explicaciones, no tiene.

Image 

Auque esto ocurre en el resto del universo se vende como una propiedad excluyente de este bosque. Es decir: un fraude puro y duro promocionado en sus comienzos por un charlatán de cuantía, lea el artículo citado para más detalles.

Esta nueva visita me resultó decepcionante sobre todo por el apoyo oficial que recibe este lugar que es vendido como mágico en diversas empresas de turismo de Miramar y Mar del Plata que organizan viajes a este bosque donde se llevan a cabo rituales esotéricos. 

Hace un tiempo habíamos publicado acerca del gran fraude histórico de Mar del Plata, la reconstrucción libre de la Reducción del Pilar que se vende como real, en esta oportunidad ya se puede afirmar que la municipalidad de Miramar también promueve su gran impostura.

Contra todos los pronósticos de un país con una tradición científica y educativa que fue de avanzada en Latinoamérica, el Bosque Energético de Miramar es publicitado por una abundante cartelería oficial dentro y fuera del vivero. Se destaca que el Museo de Ciencias Naturales de Miramar también se encuentra en el mismo vivero, pero no recibe ni la mitad de la publicidad que este bosque supuestamente mágico y está en un estado de evidente falta de apoyo y presupuesto. Uno de los carteles que tiene el sello de la Dirección Forestal de la Municipalidad de General Alvarado propone entre otras cosas que se “respete el misterio” del bosque. ¿Cuál es el misterio? ¿El del equilibrio de las ramitas? Tal vez se refiera a que un bosque común haya trascendido como diferente por lo mágico, que sin destacarse por nada se venda como “energético” o que la propia Dirección Forestal calle frente al fraude. Posiblemente la respuesta esté en el mismo cartel que también solicita “respetar el silencio”.

 Image

Frente al Bosque Energético se encuentra un pequeño centro comercial en el que varios puestos ofrecen artesanías y elementos supuestamente mágicos como piedras “energéticas”, “gemas de la armonía” y literatura esotérica como el Feng Shui. Nuevamente el contraste, en ningún lugar del vivero se puede adquirir literatura acerca de los recursos naturales del lugar ni acerca del patrimonio geológico, histórico y paleontológico que promueve el museo de ciencias.

Un amable señor solicita el pago de una contribución a modo de “entrada” aunque se trata de un lugar público de acceso libre, al cual me negué a abonar por principios y porque el caballero era muy amable pero no entrega factura.

Ya en el bosque me sorprendí por la ingenuidad de quienes abrazan los troncos de los pinos con cara de “recibir energía” o “hacer fuerza” según lo interprete un acólito del bosque o un paseante ocasional. En esta oportunidad encontré varias ofrendas rituales en el suelo que están compuestas por la acumulación de los dichosos palitos formando una estructura. Me hizo recordar las ofrendas de la película sobre la Bruja de Blair.

Image 

 Obviamente abundaban los palitos haciendo equilibrio como si se tratara de un enigma de la naturaleza, mientras que los troncos de los pinos tienen sus ramas más bajas prolijamente cortadas de modo que se pueda encastrar un palito para que se manifieste el “equilibrio mágico”. Como pueden ver en este video hasta los niños se dan cuenta de lo absurdo de este negocio mágico.

 Más allá, dos parejas se encontraban meditando, nuevamente con cara de “hacer fuerza”, alrededor de uno de esas ofrendas de palitos y alternaban entre estar alrededor de las ofrendas y abrazar el pino más cercano. Estas escenas son muy penosas para aquél que piensa libremente y que no se deja engañar por “el misterio del equilibrio” ni por la promoción de las pseudociencias o el misticismo New Age.

 Pero la pena es por aquél que compra estas fantasías como si fueran ciertas. Desde principios del siglo 20 Miramar fue un centro de gran interés por científicos como Florentino Ameghino, Osvaldo Reig , Lucas Kraglievich o Rosendo Pascual que se acercaron a la ciudad para estudiar el extraordinario registro paleontológico, es una pena que actualmente las administraciones municipales hayan despreciado esta tradición por el conocimiento y que, por el contrario, apoyen emprendimientos que se ocupan de engañar al inocente.

 Desde El Club de la Razón tenemos el interés de alertar acerca de las pseudociencias y del pensamiento mágico en general, en ese contexto respetamos la libertad de pensamiento. Es decir, si alguien quiere creer en la “energía” del bosque y hacer las ofrendas de ramitas cruzadas es su elección y no cuestionamos las convicciones privadas.

 Sin embargo, todo esto se trata de un fraude orientado a quienes no han tenido acceso a la educación sobre fenómenos sencillos de la física y sobre el que se ha montado un negocio donde se ofrece un producto que no existe. Siendo así, consideramos que la Municipalidad de Gral. Alvarado debería alertar al vecino de Miramar y al turista del Vivero Dunícola que ese lugar no tiene nada de mágico ni de energético y manifestarse acerca de la promoción de las pseudociencias y de las prácticas esotéricas que se efectúan en ese lugar.

 

Modificado el ( sábado, 30 de mayo de 2009 ) |
 
< Anterior   Siguiente >


¿Aviso inapropiado? Avise aqui si no se respeta nuestra Politica de publicidad